¿Debemos los españoles aprender lenguas peninsulares?

Martín Varsavsky, empresario argentino-español, bloguero-star y twitter-gurú, se atreve a opinar en su blog sobre la necesidad o idoneidad de que los españoles hablemos, además de la lengua castellana, otra/s lenguas de España.

¡Caramba! Me digo… este señor coincide conmigo en que todos los españoles deberíamos tener la oportunidad (que no la obligación) de aprender otra lengua peninsular.

La entrada es leídísma, comentadísima, tuiteadísima y meneadísima, de manera que como filóloga romanista que soy, bloguera y tuitera empedernida, no me puedo resistir a leer lo que se comenta en la red y dejarle mi propio comentario.La polémica es tal que tampoco me he podido resistir a copiar aquí algunas de sus ideas.

Martín dice:
Todos los españoles tendrían que estudiar algo de idiomas peninsulares
“Aquí existe una agresividad latente entre idiomas. Es como si el español cree que en el cerebro solo entra un idioma, con suerte dos.”
“En un mes, se pueden aprender 1000 palabras claves y entender algo como las noticias en catalán.”
“Ahora, llegar a hablar bien catalán, o bien portugués, o bien gallego es otra cosa y salvo mucho interés no lo recomiendo.”
“Conclusión, seamos todos más cultos, hagamos un esfuerzo, aprendamos el idioma de nuestros compatriotas. Por lo menos para entendernos.”

Su opinión es realmente simplona, pero es lógico, no le vamos a pedir a un empresario que ha creado tantas empresas que encima sepa de lingüística, por simple que sea sigue siendo válida.

Mi respuesta:
“Yo entiendo que el problema no es cultural sino político… son años en los que los políticos se han dedicado a alimentar hostilidad entre las regiones para dar fuerza a su proyecto de partido, en lugar de abogar por la unidad y por el multilingüismo. Por aquí he leído comentarios del tipo “somos unos paletos”… yo creo que más bien es que nos dejamos guiar demasiado por lo que dicen nuestros políticos.

A Rodrigo Barriuso le digo, de burgalesa a burgalés, que España no es un país de paletos e ignorantes (y que español, por cierto, se escribe en minúscula), y Burgos mucho menos. Por suerte en Castilla mucha gente quiere aprender y basta con que vea los resultados del informe Pisa y la cantidad de gente con estudios superiores. Son miles los españoles que trabajan como profesores en universidades de prestigio en todo Estados Unidos porque aquí en España no tienen posibilidades y de ellos te sorprendería cuántos son burgaleses o castellanos.

El mayor problema es el de los privilegios que da hablar otras lenguas. En la universidad estudié catalán y gallego. No llegué a estudiar euskera, pero sí historia y cultura vasca. Un día me encontraba en Mallorca con una buena amiga mallorquinista que se niega a hablar castellano y le dije lo mismo que tú dices aquí: “Los españoles, todos, deberíamos tener la oportunidad de aprender al menos otra lengua peninsular, además del inglés, en la escuela”. Y ¿qué me contestó? Sí, hombre, “Mallorca es para los mallorquines”. Mi amiga se negaba a que el resto de gente aprendiese su lengua, de esa manera los buenos trabajos, los públicos por oposición, quedan reservados para los locales (valga como muestra este documento que muestra la ratio de opositores presentados por plaza en 2010, donde se puede ver la altísima ratio de Castilla y León o Madrid frente a Baleares, la más baja).

Al salir de la universidad y querer optar a un puesto público se nos pide la lengua de cada Comunidad Autónoma y así mientras que Madrid o Castilla es una plaza abierta a todos los españoles, Barcelona, La Coruña, Palma, etc. quedan en exclusiva para quienes hablan las correspondientes lenguas peninsulares. La cosa va aún más lejos: un mito ubano dice que si te presentas a una oposición de profesor en Andalucía y no hablas con acento andaluz olvídate de obtener plaza.

Por último, te cuento por experiencia que en mi primer viaje a Cataluña yo quería practicar mis 18 meses de estudio de catalán y en cuanto alguien notaba mi acento castellano cambiaban al español, nadie me hablaba en catalán, de manera que no es tan fácil aprender las lenguas oficiales de cada Comunidad.

Estoy contigo en que todos debemos aprender al menos otra lengua, pero ahora, en momentos de crisis, ya me dirás de dónde va a salir el dinero para pagar a esos profesores cuando se ha reducido la plantilla (un profesor de inglés, por ejemplo, tendrá ahora más horas de clase y más alumnos por aula) e incluso parece que para el 2012 no se van a convocar nuevas plazas, pero no estoy contigo en que la necesidad es, como dices en tu conclusión “para entendernos”, sino que debemos aprenderlo para poder optar a trabajar en todo el territorio español.

Por último, decirte que aplaudo que te atrevas a meterte en camisa de once varas, siendo argentino (o quizás lo hagas precisamente porque eres argentino, un español saldría escaldado).

Puedes leer la entrada de Martín Varsavsky en su blog o encontrarlo en su perfil de Twitter.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • Este blog está registrado por Beatriz Calvo bajo licencia Creative Commons
A %d blogueros les gusta esto: